Los ataques terroristas en Boston: la búsqueda de respuestas.

boston

Los lamentables atentados en el maratón de Boston nos dejan preguntas que tardarán mucho tiempo en responderse pero que ameritan una reflexión profunda sobre las causas y razones del terrorismo y al mismo tiempo un reconocimiento a la sociedad y gobiernos estadounidenses por la forma como afrontaron el ataque terrorista.

Dentro de la dolorosa tragedia, el pueblo y el gobierno americano tuvieron una respuesta admirable. Inmediatamente después de las explosiones los equipos médicos y de seguridad junto con voluntarios civiles respondieron con rapidez para atender a los afectados y brindar ayuda. En la incertidumbre que precedió al ataque se rescatan momentos heroicos como los realizados por el costarricence Carlos Arredondo quien en medio de la confusión brindó primeros auxilios a víctimas del atentado. Un reconocimiento debe ser hecho al Presidente Obama quien supo tener las palabras de consuelo para los heridos, de unión ante la adversidad y de compromiso por hacer justicia. Uno de los momentos más emotivos fue su participación en la ceremonia religiosa dedicada a los afectados por la tragedia. Por su parte, los equipos de seguridad y de inteligencia se dedicaron a revisar con detalle el lugar de los hechos y juntar suficientes evidencias para dar con los sospechosos del atentado en menos de 5 días.

Dos hermanos inmigrantes de la República de Chechenia han sido identificados como presuntos culpables. Ambos jóvenes deportistas, uno de ellos con beca de estudios, a los cuales los Estados Unidos les abrió sus puertas para que rehicieran sus vidas lejos de los conflictos de su país natal. Se establecieron en Boston, una de las ciudades más bellas, multiculturales e históricas de la unión americana, sede de Harvard y el Instituto Tecnológico de Massachusetts, dos de las mejores universidades a nivel mundial. No se sabe porque eligieron un ataque contra gente inocente en el Maratón de Boston, la competencia en su tipo más antigua de los Estados Unidos, una fiesta deportiva que representa el esfuerzo y la voluntad para superar metas, un evento tradicional de la ciudad que integra a las familias, arropa a los participantes y se contagia de su esfuerzo personal. Y repentinamente, de forma artera, espectadores y participantes de la tradicional carrera vivieron uno de los momentos más angustiantes de sus vidas.

¿Qué motivos tuvieron los agresores? No tenemos respuestas, algunas se sabrán con el tiempo y quizá muchas de ellas nunca las conoceremos. Podemos aventurarnos y buscar razones en los radicalismos religiosos, en los resentimientos surgidos del antiamericanismo presente en algunos países, en la alineación de las minorías migrantes en sociedades desarrolladas o en posibles perturbaciones mentales de los agresores. Lo cierto es que después del 11 de Septiembre de 2001 el mundo reconoció que debe mejorar sus acciones de prevención y reacción ante el terrorismo. Hoy día, ante los ataques en Boston, Estados Unidos demuestra su desarrollada capacidad de respuesta, sin embargo problemáticas sociales más complejas están latentes en el ámbito interno y externo de la sociedad norteamericana cuya atención deberá ser sin duda foco de atención y aprendizaje de la comunidad internacional

Anuncios

~ por Angel Rivero Palomo en 21 abril 2013.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: